El alcalde de Sevilla, Juan Espadas, en el encuentro de la Red de Ciudades por la Bicicleta celebrado el pasado mes de marzo, adelantó el nuevo objetivo a medio plazo que ha marcado para la ciudad: hacer que sean 100.000 los sevillanos que se desplazan en bicicleta, pasando del actual 9 % al 15 % del conjunto de sus habitantes. Para ello, se ha puesto en macha una estrategia participativa para el fomento de la bicicleta, que se materializará en el nuevo Programa de la Bicicleta 2017-2020.

Para alcanzar las metas propuestas, el pasado 29 de marzo tuvo lugar en el Palacio de los Marqueses de la Algaba la jornada “Participando por la bici”, que contó con la presencia de, entre otros, el delegado de Hábitat Urbano, Cultura y Turismo, Antonio Muñoz, el delegado de Seguridad, Movilidad y Fiestas Mayores, Juan Carlos Cabrera.

Una década después de la aprobación del Plan de la Bicicleta 2007-2011, se abre un nuevo proceso de revisión y actualización del programa para conseguir, en palabras de Muñoz, “un documento con el respaldo de los ciudadanos y usuarios” para volver a potenciar este medio de transporte. El anterior plan logró que el uso de la bicicleta en Sevilla pasara del 0,6 % de los desplazamientos a un 9 %; con esta nueva apuesta, buscan renovar el impulso tomado entonces.

En esta jornada, usuarios y colectivos de la ciudad han podido presentar sus propuestas a través de un definido modelo de participación. Estas aportaciones se incorporarán al trabajo elaborado desde la administración para establecer la nueva estrategia que adoptará la ciudad durante los próximos años para el fomento de este medio de transporte.